Suplementos alimenticios: un aliado para la nutrición de los niños

Con sabores a escoger entre vainilla, fresa o chocolate, los suplementos alimenticios son una opción tentadora y fácil para nutrir a aquellos niños que se rehúsan a terminar su plato de pasta o de arroz y frijoles.

Están diseñados para aportar los macronutrientes (carbohidratos, proteínas y grasas) y micronutrientes (vitaminas y minerales) que necesitan los niños y las niñas para el desarrollo.

Sin embargo, ¿son realmente estas bebidas convenientes para todos? De acuerdo con Susan Láscarez, nutricionista del Centro de Nutrición Larisa Páez, los suplementos solamente se deben utilizar cuando los niños presentan algún tipo de deficiencia nutricional, ya sea por un bajo consumo de alimentos o por alguna patología en particular.

De lo contrario, se podría exponer al niño a una situación de sobrepeso o bien, recargar órganos como el hígado o el páncreas.

Publicidad

Es importante recordar que, aunque estos productos se pueden adquirir fácilmente en supermercados y farmacias, la asesoría y compañía de un profesional de la salud siempre es requerida.

“Lo ideal es que un nutricionista pueda hacer el acompañamiento para el uso de suplementos especiales, de esta forma tendrá un profesional en salud responsable del balance nutricional del niño”, indica Melania Cevo, de la Clínica Consultas Nutrición.

Contraindicaciones. Cuando el plan nutricional de un niño involucra la necesidad de un suplemento alimenticio, no es necesario hacer un ajuste en el resto de las comidas, pues la idea es superar un déficit de nutrientes o energía.

Sin embargo, el cuidado debe tenerse cuando el niño tiene una dieta balanceada y, además, consume este tipo de suplementos.

“Algunos nutrientes pueden tener niveles de toxicidad, como por ejemplo las vitaminas liposolubles (A y D), pues se almacenan en los tejidos cuando se consumen en exceso. Además, los macronutrientes pueden generar un aumento de peso cuando son usados sin ser necesarios”, dice Láscarez.

Publicidad

Variedades

  • Suplementos multivitamínicos: el objetivo es solventar los requerimientos de vitaminas y minerales que no se logran en alimentos. Se recomienda consumirlos una vez al día.
  • Suplementos completos de macronutrientes:  buscan apoyar e incrementar el consumo calórico diario, por lo que la alimentación debe continuar siendo equilibrada y balanceada. Se puede consumir en uno o más tiempos de comida diarios.

Por Melanie Méndez Barahona. Fotografía: Archivo Eme de Mujer.

0
like
0
love
0
haha
0
wow
0
sad
0
angry
Más de Equipo Eme Costa Rica

Aprendé a preparar infusiones ¡para mejorar tu estado de salud!

Encontrá alivio a las molestias físicas con ayuda de estas plantas
Leer más