El sexo no te crea ni te destruye… sólo te transforma

Cáncer por sexo oral
Cáncer por sexo oral

Parece increíble que en pleno siglo XXI aún tengamos creencias que nos orillen a vivir una sexualidad incompleta, llena de prejuicios y muchas veces vacía…

Estas creencias negativas que nos limitan en el sexo fueron heredadas genéticamente, aprendidas de nuestra cultura o del entorno familiar donde crecimos y conciente o inconscientemente las adoptamos hombres y mujeres.

Creencias como “las mujeres tardan mas en excitarse”, “el trabajo en la cama es responsabilidad del hombre”, “solo las prostitutas toman la iniciativa en el sexo”, “eso no es de una mujer decente” ó“¿qué pensará de mi si lo hago diferente?” por mencionar algunas.

Pero, ¿cómo saber si tienes alguna de estas creencias negativas aunque conscientemente no lo sepas?

Publicidad
  1. Piensas en la satisfacción del otro: Aunque no lo estés disfrutando, no te importa. Si tu pareja parece estar pasándola bien, no dices nada.

  2. Dejas al azar que tu pareja descubra lo que te excita: En lugar de tu indicarle dónde y cómo te gusta que te toquen, dejas que lo descubra por su cuenta.

  3. El Auto placer no es para ti: Si al masturbarte tienes sentimientos de culpa o crees que no es correcto lo que estás haciendo.

  4. Comunicación contigo: Ni siquiera tú conoces lo que buscas ni a lo que puedes llegar en el sexo.

  5. Auto aceptación de tu físico: A pesar de que tu pareja te dice qué le gusta tu cuerpo, tu sigues usando el “apaguemos la luz”.

    Publicidad
  6. Respeto: Cualquier relación sexual que tienes no es elegida porque realmente querías tenerla sino por otro motivo: estabas borracha, lo haces a manera de venganza o crees que te hará sentir mejor.

  7. Quieres pero no puedes: Sabes que tener relaciones con “esa” persona te produce malestar, pero no puedes dejar de hacerlo porque sientes que es algo mas fuerte que tú.

  8. Miedo a experimentar: Sientes que si haces algo diferente, improvisas, propones una nueva posición o confiesas una de tus fantasías, serás juzgada o etiquetada.

Si te identificas, no te angusties, afortunadamente es posible Reprogramar lo aprendido y lo heredado genéticamente ¿Cómo? Simple, cambiado esas creencias a nivel subconsciente, como lo hago en consulta con mis pacientes, quienes han podido disfrutar cambios y beneficios inmediatos en su vida sexual.

Todo está permitido y mereces disfrutar sin remordimientos. TODO SE VALE, siempre y cuando Tú Así lo Elijas y no afectes a nadie, especialmente a Ti.

Puedes mandar todas tus dudas sobre nuestro proyecto de ‘Reprogramando tu vida‘ a través de [email protected] y redes sociales. ¡Únete al movimiento!

Foto: Archivo Eme de Mujer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *